10 Tipos de Personas que pueden ser Nocivas para tu Negocio

Si quieres construir un gran negocio, tienes que ser especialmente cuidadoso en quienes van a trabajar en ella. Te lo dice una persona que lleva años y años haciendo que su propia empresa, prestamoportucoche.net, prospere.

Las emociones y los comportamientos son puntos clave que tenemos que tener en cuenta. Las personas positivas aumentan las posibilidades de que tu negocio prospere. Averiguar a que personas evitar no es siempre una tarea fácil, pero con un poco de práctica, podrás mantenerte lejos de las personas que podrían llevar tu negocio a pique. Aquí hay 10 tipos de personas (ya sean empleados o clientes) que debes evitar si estás empezando con tu negocio:

Personas nocivas para un negocio

1. La sirena


Las sirenas son ese tipo de personas increíbles y atractivas que entran en tu negocio y te distraen. Estas, más que ninguna, tienen una manera peculiar de cambiar el enfoque de tus principios y lanzarlos por la borda.

Algunos emprendedores han tenido que vender sus negocios por mucho menos de lo que valen y otros directamente han renunciado por culpa de estas personas. No permitas que una persona te embauque.

2. La cabra


Los tipo “cabra” son aquellos muy carismáticos, con gran conversación y con gran suerte que parecen salirse con la suya siempre. Estas personas tienen muchos puntos fuertes.

El problema es que utilizan sus fortalezas para ir por caminos tortuosos. Este tipo, tienen poca ambición más allá de convencer a otros a tomar malas decisiones. Si te encuentras tomando siempre malas decisiones, es el momento de cortar la relación laboral con esa persona.

3. El elefante


El tipo elefante nunca olvida. Son esas personas que siempre viven de los errores del pasado. No dejes que un elefante te tire atrás en el pasado. Todo el mundo falla, especialmente los empresarios. Si has fracasado, significa que has aprendido. Así que mantén el rumbo y sigue adelante.

4. El que odia


Los enemigos son personas que quieren estar en la cima, pero no quieren trabajar para llegar hasta ese punto. En su lugar, se dedican a embaucar a todos los de su alrededor para hacer verles que esta en un estatus superior a ellos.

Son perdedores, pero también pueden servir como una fuente de motivación. No dejes que los enemigos se hagan con tu negocio, utilízalos como motivación extra para seguir y ser más fuerte que antes.

5. El narcisista


Son gente con talento que están demasiado consumidos por ellos mismos. Son especialmente malos en el trabajo en equipo.

Un narcisista te puede incluso animarte a poner su propia imagen para conseguir reputación. Esto no es siempre una mala idea, pero no al principio. Lo mejor es ser transparente y auténtico. No trates de hacer ver a los demás que sois mucho más grandes de lo que realmente eres. En su lugar, se real. Mantente enfocado en su reputación y no en su imagen pública.

6. El némesis


Cuando estás empezando tu negocio, en muchas ocasiones tendrás que trabajar con alguien al que no puedes soportar y que él tampoco te soporta a ti. Si no tienes cuidado, esto puede suponer una gran distracción.

Trata de darte cuenta de lo que no te gusta de tu némesis ya que probablemente sea algo que no te gusta de ti mismo o es algo que tiene mucha similitud contigo mismo.

Tu adversario puede ser tu asesor de alguna manera. Utilízalo para aprender sobre ti mismo. Una vez hecho esto, tu concepción sobre él, cambiará.

7. El ares


Ares es el dios griego de la guerra. Personas del tipo “ares” aman los conflictos. Son adictos al drama y quieren ganar a toda costa, incluso si no hay nada que ganar. Cualquier tiempo gastado en intentar cambiar a esta persona o intentarlo comprender, es una pérdida de tiempo. Es mejor ignorarlos por completo y mantenerlos fuera de tu negocio.

8. El Dioniso


Dioniso es el dios griego de la fiesta, el vino y el placer. Este tipo de persona son buscadores de placer, que tienen muy poca paciencia y necesitan satisfacción inmediata.

Ten cuidado al dejar estas personas en tu negocio porque el placer es adictivo y consume mucho tiempo. Es importante tener amigos y divertirse, pero nunca se puede sacrificar tu negocio por la fiesta y el desmadre.

9. El gato negro


Algunas personas, cuando entran en una empresa por primera vez hacen que cambien cosas y hacen que la empresa vaya en crecimiento. Otras por el contrario, entran y matan. Los gatos negros son los últimos. Son las personas que parecen tener una nube negra encima de su cabeza y les sigue allá donde vayan.

Estas personas dan mala suerte, son negativas y siempre están deprimidas. No te sientas mal por estas personas. A ellas les gusta que se les preste atención. Asegúrate de que no se sientan nunca en ninguna de tus sillas de tu empresa.

10. El gato gordo


Los gatos gordos son aquellos que entran en tu negocio y gastan un montón de dinero en tonterías. Si estas personas son inversores o capitalistas de riesgo, no dejes que su dinero te distraiga.

Acerca del Autor:

SergioEste articulo fue escrito por Sergio Sanchez

"Trabajé en Prestamo por tu coche - Empeño de coches
Estudié en IES Jaume Vicens Vives
Vivo en Barcelona"

Compartir en Google Plus

1 comentarios:

  1. Excelente post, en lo personal ya he conocido varias personas con algunos de estos tipos de personalidad y soportar no es tan fácil, pero con paciencia todo se puede lograr.

    Un saludo!

    ResponderEliminar

Deja tu Comentario, duda, sugerencia o pedido...