Fabulas Empresariales: El Cuervo Y El Conejo

Un cuervo estaba sentado en un árbol, sin hacer nada en todo el día.

Un conejito lo vio y le preguntó, “¿Puedo sentarme contigo sin hacer nada todo el día:

”El cuervo respondió: “Claro, ¿Porqué no?.”

Así que el conejito se sentó en el suelo, bajo el árbol, y descansó.De repente, apareció un zorro que saltó sobre el conejo… y se lo comió.

Fabulas Empresariales: El Cuervo Y El Conejo

MORALEJA:

Para pasarte el día sentado, sin hacer absolutamente nada, debes estar sentado … muy, muy arriba.

Compartir en Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu Comentario, duda, sugerencia o pedido...