10 Cosas que los emprendedores podemos Aprender de los Niños

Si me preguntaran cuál es el perfil ideal de un emprendedor, sin duda respondería que basta con ver a un niño...

Los niños son curiosos, apasionados, entusiastas, enérgicos, perseverantes... en fin; son emprendedores en todo el sentido de la palabra.

En este post he querido recopilar algunas de las cualidades más fascinantes que tienen los niños y que como emprendedores debemos aprender.

Te invito a revisar con detalle cada una de estas cualidades y a que te propongas a trabajar en ellas para despertar ese niño emprendedor que vive en ti. Si quieres agregar alguna otra cualidad importante o algún aporte sobre el tema, será un gusto que nos dejes tu comentario.

emprendedores niños
  1. Asume riesgos: El temor al fracaso es el principal obstáculo de todo emprendedor, pero si volvemos la mirada atrás nos daremos cuenta de que cuando eramos niños no existía ese temor a perder y fracasar. Andábamos por la vida deseosos de experimentar y descubrir sin importar que pudiésemos tropezar y caer.

    Como emprendedores debemos tomar decisiones fundamentadas, pero también es necesario ponerle ese toque de locura y de riesgo que nos permite lanzarnos a fascinantes aventuras... tal y como lo hacíamos en nuestra infancia.

  2. Sé curioso: Nada más interesante en un niño que su ingenuidad por descubrir el mundo que se encuentra a su alrededor. Salta, corre, se ensucia y tropieza, pero su interés por conocer lo desconocido es más fuerte que cualquier mancha en su ropa o que cualquier raspadura en su rodilla. En lo desconocido está el conocimiento; y solo con una insaciable curiosidad podremos encontrar los maravillosos tesoros que la vida nos aguarda.

  3. Presta atención a los pequeños detalles: La grandeza de la vida está en las pequeñas cosas. Busca inspiración en las cosas más simples y en los detalles más insignificantes, verás que los pequeños detalles hacen las grandes historias. Mira a tu alrededor con entusiasmo y fíjate en esos pequeños detalles que hacen especial este mundo.

  4. Haz preguntas: Si no preguntas, la respuesta siempre será no. Haz a un lado el orgullo y no sientas temor de preguntar cualquier cosa que te interese saber. Hasta las preguntas más tontas te pueden llevar a descubrir cosas fascinantes. A un niño no le interesa si su pregunta parece estupida, simplemente quiere aprender más y más.

  5. Sé sociable: La mayoría de nosotros crecemos con el consejo de "no hables con extraños"... Pero si una de las cosas más maravillosas de este mundo es conocer gente nueva ¿Por qué negarnos la posibilidad de hacer nuevos amigos?. Un infante a donde llega va conversando y jugado con otros niños, de esta manera se divierte, aprende y disfruta. Empieza tu la conversación, no tienes que esperar a que sean los demás quienes lleguen a ti.

  6. Demuestra tu afecto: Los niños son felices demostrando su cariño, entonces ¿Por qué nos cuesta tanto demostrar nuestro afecto?... Abraza a los que quieres, regala sonrisas, reparte besos, etc. A veces un abrazo a tus colaboradores y socios puede ser el inicio de un gran y productivo día. Siempre que tengas la oportunidad, demuestra a tus seres queridos lo importantes que son para ti.

  7. Piensa diferente: Cuando somos pequeños no tenemos paradigmas que encierren nuestras ideas y pensamientos, simplemente vemos un mundo lleno de opciones y oportunidades donde podemos hacer infinidad de cosas. Atrévete a ser diferente y a pensar diferente sin importar el qué dirán.

  8. Valora las cosas importantes de la vida: A medida crecemos aprendiendo concepciones erróneas acerca del dinero, incluso muchos creen que la felicidad está en las cosas materiales, tanto así que se olvidan de lo realmente valioso de la vida. Trabajamos cada día motivados por el dinero y nos olvidamos de amar, reír, soñar y compartir. El dinero es muy importante, pero no debe ser el objetivo principal en tu vida ni debes permitir que todo gire en torno a él.

  9. Olvídate de los prejuicios: La pena y la timidez son cosas que solo están en nuestra cabeza. Haz a un lado los prejuicios y atrévete a hacer las cosas que te apasionan y que te hacen feliz.

  10. Diviértete: Estamos en este mundo para ser felices y disfrutar cada segundo de nuestra existencia. Juega, disfruta, diviértete y sé feliz. Contagia a todos a tu alrededor de felicidad. Emprender no debe ser una tortura, todo lo contrario, disfruta porque estas haciendo lo que te apasiona. De eso se trata la vida y de eso se trata el emprendimiento.

(Algunas de estas cualidades fueron basadas en la presentación "Things Entrepreneurs can learn from Children".)

Para finalizar, quiero invitarte a ver el siguiente video que nos invita a ser diferentes, a pensar diferente y a tener la determinación para lograr nuestros sueños... en otras palabras, nos invita a nunca dejar de ser niños. Espero que lo disfrutes.

Compartir en Google Plus

5 comentarios:

  1. Interesante artículo el título me ha llamado bastante la atención ;) Creo que los niños siempre nos enseñan lecciones que todos deberíamos de aplicar en nuestra vida.

    ResponderEliminar
  2. Nunca es tarde para reconocer todos los herrores que hemos cometido y replantearnos para volver a ser el niño que llevamos dentro y empezar de nuevo haciendo las cosas mejor.

    ResponderEliminar
  3. Qué bonito que nos lo recuerdes, la verdad es que todos debemos pensar y actuar como niños, en eso se define todo, este mundo de hoy está agobiado con tantos paradigmas y preceptos que lo único que han hecho es crear bloqueos en la personas, porque algo si está claro y es que todos podemos lograr cosas grandes si nos lo proponemos y queremos, y que mejor forma que haciéndolo como los niños a quienes no les importa nada más que lo que satisfacer su curiosidad con una inocencia tan pura y sin ambiciones banas que lo único que hacen es amargar y entorpecer el camino al éxito.

    ResponderEliminar
  4. cuales son las 10 capacidades innatas

    ResponderEliminar

Deja tu Comentario, duda, sugerencia o pedido...