El Poder de lo Simple en Internet

9 de enero de 2019

El Poder de lo Simple en Internet

Foto del Autor

Al consumidor moderno no le gusta perder tiempo. Sea cual sea el canal digital que elijas para hacer marketing (redes sociales, youtube, publicidad en buscadores, blog, etc.), siempre ten en cuenta que Menos, es Más; por tanto, debes optimizar al máximo los elementos del mensaje para que el cliente sienta que cada segundo que dedicó a interactuar con él, realmente valió la pena. El marketing online debe ser contundente, sutil y directo.

Desde el nombre de dominio que elijas para la web de tu negocio, hasta los mensajes que envías por email, deben estar diseñados y optimizados para garantizar que el cliente gaste el menor tiempo posible a la hora de obtener la información que necesita.

Sin embargo, ser simple es algo realmente complicado. Muchas empresas se aferran demasiado a protocolos de comunicación y, al final, terminan enviando mensajes que son aburridos e irrelevantes para el mercado. De la misma manera, llenan sus sitios web con información que los clientes no necesitan ni quieren leer.

El poder de lo simple en Internet
Imagen de GaudiLab / Shutterstock

En Internet, tienes 5 segundos para captar la atención de un usuario, por lo tanto, cualquier pieza publicitaria que uses debe tener un elemento de atracción que pueda digerirse en esos 5 segundos. Una vez tienes la atención del usuario, tienes 10 segundos para seducirlo con un elemento que evoque sus emociones y deseos. Finalmente, si has captado la atención del usuario y has logrado seducirlo, el paso final es persuadirlo con un llamado a la acción sencillo, directo y contundente.

Evita publicar piezas gráficas llenas de información que el usuario no necesita. Tú encárgate de atraerlo, seducirlo y persuadirlo, y ya luego él se encargará de buscar o solicitarte toda la información que pueda requerir para tomar la decisión de compra.

Un tip que siempre recomiendo a las empresas es: Un contenido, Un beneficio. Puede que tu producto o servicio tenga 10 mil beneficios, pero no tienes porqué mencionar todos los beneficios en todas las publicaciones que realices. Lo ideal es que crees un plan de contenidos y hables de tus beneficios de manera estratégica, sin saturar a tus clientes con un montón de información que seguramente van a ignorar.

Estos son algunos de los elementos en los que debes aplicar el concepto de simplicidad:

  • Al elegir el nombre de dominio de tu sitio web: Cuanto más corto y fácil de pronunciar sea el dominio, más efectivo y fácil de recordar será.

  • Al elegir los Nombres de Usuarios en redes sociales: Elige nombres de usuarios cortos y fáciles de escribir. También, en lo posible, usa el mismo username en todas las redes sociales de tu negocio.

  • Dentro de tu sitio web: Evita poner elementos innecesarios que no le aportan valor al usuario y solo hacen que tu página cargue más lento. Aquí tienes 10 Herramientas para analizar y optimizar el sitio web de tu empresa.

  • Al crear imágenes, vídeos, audios y demás contenidos para redes sociales: Evita crear contenidos llenos de información irrelevante.

  • Al enviar emails a tus suscriptores: Si tus clientes se cansan de recibir información irrelevante, terminarán enviándote a la carpeta de spam de sus correos.

Revisa cada uno de los elementos que hemos mencionados y asegúrate de ser simple y efectivo, así lograrás enviar la información como el cliente la quiere recibir, no como tú la quieres enviar.

Si quieres aprender más sobre cómo crear contenidos efectivos para Internet, descarga gratis aquí el ebook "Tienes 5 segundos". En él encontrarás valiosas claves para atraer, seducir y persuadir a tus clientes en Internet.

Este articulo tiene 0 comentarios

¿Qué opinas de este tema? Deja tus comentarios y aportes...

Este es el articulo más reciente
Articulo Anterior Articulo Anterior