22 de marzo de 2018

3 Lecciones que los emprendedores podemos aprender de Stephen Hawking

Foto del Autor

La semana pasada, el mundo perdió una de sus mentes más importantes cuando Stephen Hawking falleció.

Este era un hombre cuyo nombre era sinónimo de genio. A través de sus investigaciones, ayudó a la humanidad a desentrañar algunos de los mayores misterios cósmicos.

Toda su vida fue un gran ejemplo y referente desde muchas perspectivas, por lo que restringir su legado solo a los dominios de la física y las matemáticas aplicadas, podría no hacerle justicia a su viaje.

Muchas personas en diferentes campos han encontrado inspiración en la vida y obra de Stephen Hawking. Incluso, en el dominio de las nuevas empresas, sus lecciones podrían ayudarnos a dar un salto cuántico.

A continuación, te comparto algunas lecciones que los emprendedores podemos aprender del gran Stephen Hawking.

Lecciones que los emprendedores podemos aprender de Stephen Hawking

1. Conquista tus limitaciones

"Incluso la gente que afirma que no podemos hacer nada para cambiar nuestro destino, mira antes de cruzar la calle." -Stephen Hawking

A principios de sus veinte años, Hawking fue diagnosticado con Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA), una enfermedad degenerativa neuromuscular, lo cual lo dejó incapaz de hacer uso completo de sus extremidades durante la mayor parte de su vida.

Agrega a esto el hecho de que poco después perdió la voz y sólo pudo comunicarse por medio de una máquina. Sin embargo, esos eventos nunca retrasaron su espíritu infatigable, y se negó a pensar que estaba discapacitado de alguna manera.

Al final, su larga lista de logros demostró que su voluntad indomable se tradujo en un trabajo sobresaliente.

En cuanto a su caso, la mayoría de obstáculos que enfrentan las empresas seguramente parecen menos intimidantes. Tal vez la financiación inicial aún no está disponible, o tal vez no hayas podido reclutar al personal adecuado. Muchas startups sienten que están a punto de entrar en los "agujeros negros".

Sin embargo, en ocasiones tiene que ver con la forma en que el equipo principal se desempeña, con una fe inquebrantable en sus habilidades para seguir adelante, lo que marca diferencia entre esas organizaciones que se consolidan en el mercado y aquellas que quedan en el olvido.

2. Utiliza plazos para activar la productividad

"Cuando las expectativas de uno son reducidas a cero, uno realmente aprecia todo lo que tiene." -Stephen Hawking

Cuando los médicos le dijeron a Hawking que tenía ELA, le dieron solo dos años de vida. Mientras que él probó que estaban equivocados al seguir con su vida, el manto de la muerte siempre pendía sobre él.

Él creía que esto le agregaba una dedicación, enfoque y velocidad inquebrantables a su trabajo. Siempre sintió que debía aprovechar al máximo el poco tiempo que le quedaba. Quería lidiar con las preguntas más fundamentales, y cada vez que dejaba de hacer eso, era tiempo perdido para él.

Esta actitud, quizá, explica en cierta medida por qué fue capaz de lograr tanto.

La reacción común es quejase colectivamente cada vez que aparece una fecha límite apretada. Sin embargo, hay algo sobre tener que estirar más allá de los esfuerzos normales que siempre saca lo mejor de las personas.

Las fechas límite canalizan el esfuerzo humano, especialmente en entornos corporativos. Infunden actividades con sentido de propósito y dinamismo. El tic-tac puede causar estragos en los niveles de presión arterial, pero también trae consigo una oleada de adrenalina que asegura que todo se cubra en el proyecto.

3. Juega con escenarios alternativos

"Limitar nuestra atención a cuestiones terrestres, sería limitar el espíritu humano. El mayor enemigo del conocimiento no es la ignorancia, sino la ilusión del conocimiento." -Stephen Hawking

Una de las ideas complejas que Stephen Hawking ayudó a proponer fue la existencia de muchos universos en el mismo momento.

Esta teoría del multiverso implicaba que las mismas entidades o personas podrían estar tomando diferentes giros en momentos claves de sus trayectorias de vida, lo que les da posibilidades vívidamente imaginativas de “y sí…”

Comenzar cualquier empresa es una búsqueda de pasión cargada de incertidumbre. Esa es la emoción principal sobre la que se intenta controlar. Si bien es imposible eliminarla por completo, ciertamente puede mitigarse.

Tomando prestada una hoja desde la perspectiva del multiverso, podría ser instructivo representar mentalmente diferentes escenarios (ya sea individualmente o con el equipo), para tratar de percibir los diferentes resultados.

Nuestras mentes son maravillosas máquinas imaginativas que nos permiten viajar y explorar distintas realidades alternativas si nos hacemos las preguntas correctas: ¿Qué podría pasar si la competencia nos gana en el mercado? ¿Cómo podríamos combatir el agotamiento de los recursos? ¿Cuál será el cambio que producirá nuestro nuevo servicio o producto en las conversaciones?

Explorar estas líneas de pensamiento podría dejar a los equipos mejor preparados para enfrentar el futuro, y mejorar las posibilidades de éxito de una manera significativa.

"Recuerda que debes mirar hacia las estrellas y no hacia abajo a tus pies. Nunca dejes de trabajar. El trabajo te da significado y propósito, y la vida está vacía sin ello. Si tienes la suerte de encontrar el amor, recuerda que ahí está y no lo abandones." -Stephen Hawking

Estos son solo algunos ejemplos en que Stephen Hawking puede inspirar a los emprendedores y a las organizaciones modernas.

Y tú, ¿qué opinas del legado de este físico? ¿Qué otra lección valiosa puedes extraer de su vida?

Edith GómezAcerca del Autor:

Este articulo fue escrito por Edith Gómez, editora en Gananci, apasionada del marketing digital, especializada en comunicación online. Se niega a irse a la cama cada noche sin haber aprendido algo nuevo. Le inquietan las ideas de negocio y, más aún, aportar una mirada creativa al pequeño mundo en el que vivimos.

Este articulo tiene 0 comentarios

¿Qué opinas de este tema? Deja tus comentarios y aportes...

Articulo Siguiente Articulo Siguiente
Articulo Anterior Articulo Anterior